David el malo

El David clásico de toda la vida, las cosas buenas vienen en frascos pequeños, pero los peores venenos también.